Archivo por meses: diciembre 2018

INDEMNIZACION DAÑOS Y PERJUICIOS POR FILTRACIONES

Cuando llegan las lluvias comenzamos a temblar pensando en los daños que pueden producir las temidas filtraciones. Es una situacion que se encuentra con frecuencia en el despacho, dado que pocas veces se soluciona a tiempo por multiples causas, siendo las mas comunes las de evitar problemas con la comunidad de propietarios o esperar a que el problema sea resuelto por el seguro.
Todos los clientes suelen tener las mismas dudas: que plazo tienen para reclamar, a quien deben de dirigir su reclamación, y si pueden solicitar una indemnizacion por los daños y perjuicios, por lo que en este articulo trataremos de dar respuesta a estas preguntas de la forma más sencilla posible.
En cuanto al plazo para reclamar la indemnizacion, decir que con caracter general es de 1 año desde el acaecimiento del siniestro, pero si se trata de daños continuados, este plazo anual no comienza a computarse en tanto en cuanto no se solucione la causa origen de las filtraciones, pues se entiende que los daños no han cesado en el tiempo, y por tanto no puede reclamarse la indemnización hasta que el perjudicado no tenga un cabal conocimiento del alcance de los mismos. Aún así es conveniente no asegurarse y comenzar con la reclamación lo antes posible.
Si los daños han tenido lugar como consecuencia de un siniestro cubierto en la póliza, por ejemplo un fenómeno atmosférico, la reclamación deberá de ir dirigida frente a tu propia entidad aseguradora, quien tendrá obligación de responder en virtud del seguro de daños propios. Pero si no es así, como sucede cuando los daños son causados por un tercero como consecuencia de una falta de reparación y/o mantenimiento, o incluso una falta de impermeabilización, la reclamación deberá de dirigirse frente al causante y, en su caso, la entidad aseguradora de éste último, que responderá en virtud del seguro de responsabilidad civil. Es importante hacerlo de ésta forma, pues en la mayor parte de las ocasiones la aseguradora no está obligada a reparar la causa de las filtraciones, sino solo a indemnizar al perjudicado, y por tanto, no abonará indemnización alguna hasta que el asegurado no repare.
Respecto a la indemnización por los daños y perjuicios, el perjudicado puede reclamarla en el indicado plazo, y comprende no sólo los daños en sí mismos, sino también los gastos asumidos como consecuencia de ellos y, de ser así, la pérdida de beneficios, como podría suceder en un negocio.
Si la reclamación prospera el causante y responsables podrán ser condenados en costas, al igual que si se aprecia temeridad en su conducta.